Buscar

Os he escrito

osheescrito

HÁGASE TU VOLUNTAD

Sin rodeos, me gustaba un chico de mi iglesia. ¡Espera! No voy a hablar de relaciones -soy pésima en eso— sin embargo, es un buen comienzo. Resumiendo, comencé a orar y buscar la dirección de Dios pues tenía la fuerte convicción de que no era el momento de pensar en esas cosas, ya que ambos éramos muy jóvenes. Sabía, también, que antes de entrar en una relación con alguien, primeramente debía tener una fuerte relación con Dios. Y así lo hice: participaba en conferencias y misiones, oraba, leía la Palabra y libros espirituales, oía música cristiana, tenía buen comportamiento, etc. Si bien por un lado disfrutaba de hacer todas esas actividades y pasar tiempo con el Señor, por otro lado sentía que si un día dejaba de hacer alguna de esas cosas iba a perder el “derecho” u “oportunidad” de “merecer” el amor de aquella persona por quien estaba orando. Seguir leyendo “HÁGASE TU VOLUNTAD”

Anuncios

TE RUEGO POR AMOR

“Por lo cual, aunque tengo mucha libertad en Cristo

para mandarte lo que conviene, más bien te ruego por amor,

siendo como soy, Pablo ya anciano, y ahora,

además, prisionero de Cristo Jesús;”

Filemón 8-9

Seguir leyendo “TE RUEGO POR AMOR”

¿ESTÁS LISTO?

Me encantaría saber lo que va a ocurrir anticipadamente: cuándo voy a estar enfermo, si tendré accidentes, cuáles son las preguntas de mi examen escolar, con quién me voy a casar, cuántos hijos tendré, etc. Mi vida fríamente calculada. Pero la realidad es totalmente diferente. A pesar de querer planear una agenda para cada día, siempre ocurren imprevistos que lo alteran todo. Sin embargo, Dios, en Su infinita misericordia, nos dio un aviso con el fin de que nadie perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento (Pedro 3:9). Seguir leyendo “¿ESTÁS LISTO?”

“UNA MUJER LLAMADA DÁMARIS”

“Mas algunos creyeron, juntándose con él; entre los cuales también fué Dionisio el del Areópago, y una mujer llamada Dámaris, y otros con ellos” (Hechos 17:34)

Imagínate a Pablo en el Areópago, el consejo de Atenas, predicando a los filósofos. En aquel momento, cualquiera podría pensar: “¡qué gran oportunidad: predicar a las personas de la alta sociedad!”. Sin embargo, el resultado numérico fue pequeño. Cuando comenzó a hablar de la resurrección de los muertos, fue interrumpido. Algunos se rieron, otros dijeron que lo oirían más tarde, pero algunos se unieron a él. Seguir leyendo ““UNA MUJER LLAMADA DÁMARIS””

JESÚS ES INCREÍBLE

En todos los lugares siempre hay alguien que se destaca. En medio de la multitud siempre podrás encontrar una persona asombrosa: aquella que habla con autoridad, que influencia a otros y sin importar cuál es el problema, ella siempre va a dar la solución; muchas veces, con pocas palabras. ¿Conoces alguien así? Puedo hasta decir que conozco personas que tienen autoridad, que al hablar demuestran mucha elocuencia. Sin embargo, sólo existe una a la que puedo llamar “increíble”. Esa persona es ¡Jesús! ¿Quieres saber por qué? Seguir leyendo “JESÚS ES INCREÍBLE”

MÁS CERCA

Dios, yo quiero estar más cerca de Ti. Aunque sea en dolor o en sufrimientos los responsables por unirme a Ti, yo quiero acercarme más. Quiero acercarme porque yo sé que sólo Tú, Señor, me puedes sostener y pastorear. Quiero acercarme porque yo sé que no importa el  tamaño de los sufrimientos por los que yo pueda pasar, ellos no se comparan con aquellos que el Señor pasó. Quiero acercarme porque sé que el Señor sufrió para quitarme el peso y el precio de mis pecados, para rescatarme de la muerte: el justo sueldo que yo merecía pagar (Ro 6:23). Yo diré para siempre que quiero estar más cerca de Ti, pues cuanto más digo, más Te acercas a mí. Seguir leyendo “MÁS CERCA”

LA PREGUNTA QUE DIOS ME HIZO

¿Ya le has hecho preguntas a Dios? ¿Le has llevado cuestiones que no entendías? ¡Cómo somos tan limitados para entender algunas cosas! ¿No es así? Y en el intento de entender, muchas veces le llevamos un montón de preguntas a Dios y deseamos que nos responda inmediatamente. Seguir leyendo “LA PREGUNTA QUE DIOS ME HIZO”

CONOCER, CREER Y PRACTICAR

Cuando fuimos salvos, el Espíritu de Dios entró en nuestro espíritu humano. De este modo, todo lo que Jesús hizo y es, fue unido a nuestro espíritu, ya que “el que se une al Señor, un espíritu es con Él” (1 Co 6:17). Sin embargo, al mirar hacia nuestra experiencia cristiana, aún no vemos esa realidad en plenitud. Al comparar la vida que llevamos y la vida que las Escrituras dicen que deberíamos llevar, existe una gran diferencia. Pero, ¿por qué existe tal diferencia? ¿Cuáles son los problemas que nos impiden tener una vida cristiana a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo? Seguir leyendo “CONOCER, CREER Y PRACTICAR”

CUANDO TENEMOS TIEMPO PARA DIOS, TENEMOS TIEMPO PARA TODO

Vivimos en días en que el mundo globalizado se rige por la urgencia. Es normal que la gente diga que su vida está en caos y que nunca tienen tiempo. La urgencia es vista como uno de los males de la era del conocimiento. Seguir leyendo “CUANDO TENEMOS TIEMPO PARA DIOS, TENEMOS TIEMPO PARA TODO”

Blog de WordPress.com.

Subir ↑